SANT JORDI, PATRÓ DE CATALUNYA

san jordi 2013[1]Els inicis del culte a Catalunya comencen quan l’abat Oliva va consagrar l’any 1032 un altar en honor al Sant al monestir de Ripoll. D’entre les primeres capelles documentades històricament que es van alçar hi ha la de Sant Jordi de Lloberes, a la comarca del Bages, el 1053 i la capella de la Generalitat de Catalunya que data de meitat del segle XV.

En un principi, pel segle XIII, la devoció a Sant Jordi la tenien principalment els cavallers.ytdrac01[1] Per aquest motiu, van néixer diferents ordes cavalleresques de Sant Jordi, com la de Sant Jordi d’Alfama, fundada el 1201 per Pere II de Catalunya i Aragó.

La Generalitat de Catalunya en el seu dietari del 17 d’abril de 1456, va declarar el 23 d’abril públicament com a dia de festa i dos segles més tard, el 1667, el Papa Climent IX aprovà oficialment que el 23 d’abril fos dia festiu a casa nostra, tot I que avui en dia sigui feiner. Fa temps, era costum que es representessin obres teatrals sobre la vida del sant, balls i processons. Fins i tot, i d’entre les moltes curiositats que hi ha, es diu que fa molts segles era tradició a l’Empordà, que els nois que ja estaven a l’edat de casar-se tenien el dret d’aixecar-se de bon matí i entrar a les cases de les noies. Si aquestes encara estaven dormint al llit, eren convidades a la força a ballar a fora el carrer (encara que anessin amb camisa). Com ets pots imaginar, les noies, aquest dia, s’aixecaven ben aviat per tal de no ser sorpreses.

La festa del Día del Llibre té el seu origén a Catalunya. Va començar a celebrar-se el 7 17469-696-543[1]d’octubre de 1926 en conmemoració del naixement de Miguel de Cervantes a instàncies de l’escriptor i editor valencià, afincat a Barcelona, Vicent Clavel Andrés que ho va proposar a la Cambra Oficial del Llibre de Barcelona. El 6 de febrer d’aquell any, el govern espanyol presidit per Miguel Primo de Rivera ho aceptava i el rei Alfons XIII firmava el Reial Decret que instiuïa la “Fiesta del Libro Español”. L’any 1930 es va traslladar la data al 23 d’abril, dia de la mort de Cervantes. Més tard, el 1995, la Unesco instituïa el 23 d’abril com el Dia Mundial del Llibre i dels Drets d’Autor. Cal recordar que un 23 d’abril també va morir Josep Pla i William Shakespeare Tot Catalunya es vesteix de roses i llibres. Els passeigs i carrers principals de les nostres viles estan plens de parades amb amb llibres i roses que donen un aire festiu i alegre a la celebració.

http://webs.xadica.cat/esteladaanimada/santjordi.htm

Anuncios

Sant Esteve en Catalunya

sant_esteve[1]¡Feliç dia de Sant Esteve en Catalunya¡ Por la mañana comida familiar con la tradicional sopa de galets y los canelones. El postre suele ser una crema catalana que las abuelas elaboran siguiendo la receta tradicional.

Por la tarde en algunos barrios de Barcelona, como el de Sant Martì de Provençals, las familias acuden a la representación teatral “dels Pastorets” que se realiza en el teatro de algunos colegios, con la participación de los niños del barrio, encantados de hacer de “dimonis” o de “àngels”.                                                           pib_pastorets[1]

Son las tradiciones de un pueblo que lucha por mantener sus señas de identidad por encima de la manipulación realizada por los diferentes partidos políticos con la única intención de ganar votos.

Mª Jesús Mandianes

Buñuelos de cuaresma, receta del siglo XVI

Sostengo entre mis manos con toda la delicadeza de la más preciada joya, un recetario de cocina, apolillado, roído por los ratones y con manchas de humedad. Pero tiene una peculiaridad fue escrito por Francisco Martinez Montiño, cocinero mayor del rey nuestro señor Felipe II, se titula Arte de Cozina, Pasteleria, Vizcocheria y Conserveria. Sus recetas, escritas en castellano antiguo me trasladan directamente cinco siglos atrás, aquí os dejo la de unos “buñuelos de viento”:

Tomarás un poco de harina floreada, cofa de media libra, y defatala con agua fría, y un poquito de fal, y harás un batido como para fazer hoftias: luego calentarás un poquito de manteca en una farten, como para hacer una tortilla de huevos, y quando eftè caliente, echa el batido dentro en la farten, y menealo con un cucharon fobre las brafas, y vendràfe à hazer una mafita encerada, y cuécela muy bien, meneándola fempre porque no fe pegue a la farten, ni haga corteza, porque todo el toque de efta mafa eftà en que falga muy bien cocida de la farten, porque fi fale bien cocida, en ninguna manera pueden falir malos los buñuelos. En eftado cocida la mafa, echala en el almirez, y majala muy bien, y vete metiendo huevos poco a poco, y majandola mucho hafta que eftè blanda y los huevos no han de fer todos con claras, fino la mitad, porque no efponjen demafiado, y fe hagan requebrajados. Eftos buñuelos un poco grandes, entiendo que es la mejor fuente de buñuelos que fe hacen. Sigue leyendo

El domingo “Calçotada”

La calçotada, tradición culinaria Catalana, tiene su origen en la ciudad de Valls, comarca del Alt Camp, aunque hoy puede degustarse en cualquier parte de la comunidad durante el final del invierno y comienzos de la primavera. Los calçots son una variedad de cebolletas especialmente cultivada para este propósito. Vázquez Montalbán, “apasionado gourmet”, los definió como cebollitas dulces obtenidas por el desarrollo de los brotes de una cebolla vieja.

Sembradas en septiembre, preferiblemente en luna vieja; pasadas dos lunas aproximadamente, son trasplantadas para ser recogidas a finales de junio o primeros de julio. En ese momento son guardadas en lugar umbrío y húmedo, con el fin de mantenerlas lo más frescas posible hasta agosto. Tras una tercera plantación, después de recubrirlas tres veces con tierra: “Calça”, para que no reciban la luz del Sol, nacerán los calçots que se recogerán definitivamente a finales de enero.

Se asan directamente sobre llamas y se aderezan con una salsa especial, la salvitxada, similar al romesco. Tradicionalmente se llevan a la mesa sobre una teja de barro o se empaquetan con papel de periódico para conservarlos calientes.Ya con los calçots y su salsa empieza la fiesta. El procedimiento para comerlos es lo más divertido. Se comen de pie, junto a una mesa, alrededor de la cual se instalan los comensales debidamente protegidos por un enorme babero que llega del cuello hasta las rodillas, entonces comienza la ceremonia: Sigue leyendo